menu.country.title
España
menu.city.title
menu.city.placeholder
menu.language.title
Español
menu.country.select-title
menu.country.title
España
Canada
España
México
United States
Қазақстан
Россия
Україна
menu.city.select-title
menu.city.title
menu.city.placeholder
Madrid

Hipoteca con solicitud en línea en España

Descubre las mejores hipotecas en línea y entrega la documentación sin tener que ir a la oficina bancaria.

Otros tipos de hipotecas

Wiki - artículos muy útiles

Artículos interesantes sobre los hechos de la comunidad financiera.

Cada vez es más común realizar las operaciones bancarias mediante la banca online  particularmente los préstamos hipotecarios, ahora podemos solicitar una hipoteca de manera online sin tener que ir a la oficina bancaria. Te explicamos detalladamente porqué las hipotecas en línea  son más baratas y como puedes contratarlas.

¿Qué es una hipoteca en línea?

Si estamos interesados en contratar una hipoteca, podemos solicitarla sin ir a la oficina bancaria. De hecho, con estos productos podemos realizar casi todos los trámites a través de Internet: rellenar un formulario previo, enviar documentos, etc. Aunque en algunos casos es posible que tengamos que enviar la documentación por correo.

Las hipotecas en línea generalmente son vendidas por bancos que no tienen oficinas propias, aunque toda la información con respecto a las hipotecas la podemos encontrar en la página web del banco.

REFERENCIA! Generalmente, el precio de las hipotecas que se contratan en línea suele ser más bajo que el de las tradicionales. Igualmente, su procedimiento para contratarla es mucho más flexible y, a veces algo más rápido.

¿Cómo puedo solicitar una hipoteca de forma online?

Como ya hemos dicho anteriormente, una de las principales características que tiene contratar una hipoteca en línea es que el procedimiento para solicitarla se puede hacer totalmente de forma remota, pero ¿qué pasos se deben tomar exactamente? Vamos a ver lo pasos que normalmente se requieren en general:

  1. Tendremos que ir a la web del banco e irnos a la sección dedicada a los préstamos hipotecarios. En este apartado vamos a encontrar las condiciones básicas de las hipotecas como son: tasa de interés, las comisiones, las  vinculaciones, etc.
  2. Completar el formulario con la información que la organización solicita que generalmente suele ser información tanto personal como laboral y financiera. Algunos bancos pueden pedirnos que hagamos una simulación previa para asegurarse de que realmente podamos afrontar el pago del préstamo hipotecario.
  3. Enviar la documentación necesaria o adjuntarla según lo solicite el banco. Para hacer esto, simplemente podemos escanear los documentos relevantes como pueden ser la nómina o la declaración de la renga.
  4. Analizar la oferta previamente personalizada que nos ofrece el banco si previamente es aceptada por su departamento de riesgos. Al igual que pasa con la banca tradicional recibiremos la documentación previa al contrato establecida por ley más la FEIN, la FIAE.
  5. Acordar una fecha para firmar con un notario si estamos conforme con las condiciones hipotecarias. Hay que recordar que antes de la firma tendremos que ir al notario para una consulta gratuita.

Este proceso puede durar entre 3 semanas y 2 meses, en función de la agilidad con que el banco en línea procese nuestra solicitud. Por otra parte, la organización nos asignará un gerente personal o un centro de llamadas con el que podemos contactar para resolver cualquier duda o simplemente mantenernos informados.

¡Recuerda! Incluso si hacemos todo el procedimiento en línea, la firma del acta debe hacerse ante notario y personalmente.

¿Qué ventajas tienen las hipotecas en línea?

Las hipotecas en línea son hipotecas que nos ofrecen unos beneficios significativos, por lo que son cada vez más una alternativa muy atractiva para muchos clientes:

  • Más cómoda y en menor tiempo. Contratar una hipoteca en línea nos va a ahorrar tiempo, ya que no tendremos que ir a la oficina bancaria para encontrarlas. Por lo tanto, solo tendremos que buscar las ofertas hipotecarias a través del as webs de los bancos.
  • Menor vinculación. Una de las grandes bazas de este tipo de préstamos es que para conseguir un interés mínimo no tendremos que contratar tantos productos vinculados. Incluso en algún caso no hará falta contratar servicios bancarios adicionales como son los seguros o tarjetas.
  • Comisiones más reducidas. Otra de las ventajas más atractivas es que gran parte de los bancos virtuales ofrecen hipotecas sin comisiones. Esto es debido a que las entidades que trabajan de forma virtual no realizan sus gestiones cara a cara con lo que ahorran gastos de personal ni gastos por sus oficinas.
  • Información detallada y más precisa en su página web. Algo que podremos garantizar con una hipoteca en línea es que la información del producto se explica de manera más clara en su web. Por otra parte,  si queremos conocer más profundamente las ofertas offline tendremos que ir a la oficina y pedir información.

Algunas instituciones como hipotecas.com o ING tienen oficinas, así, si tenemos alguna duda relacionada con el préstamo hipotecario, podremos acudir a la oficina y resolverla en persona. Si bien ya hemos comentado anteriormente que las hipotecas ofrecidas por la banca en línea se emiten si tener que pasar por la oficina física. 

Las sucursales en línea generalmente ofrecen unas condiciones mejores. En ocasiones, las sucursales en línea de grandes organizaciones como Coinc (del grupo Bankinter) u Openbank (del grupo Santander) ofrecen unas condiciones más atractivas en sus hipotecas que las ofrecidas por el grupo del que son dependientes. Estas mejores condiciones no se deben tanto a los intereses aplicados, más bien está relacionado con las comisiones y vinculaciones.

La hipoteca en línea es absolutamente segura

Aunque estos productos tienen bastantes ventajas, todavía hay muchas personas que prefieren no firmar hipotecas en línea porque no les crean la misma confianza que las hipotecas tradicionales. No obstante, diremos que las hipotecas en línea son absolutamente seguras; igual o más que las de bancos tradicionales.

REFERENCIA! Los términos de estos préstamos tienden a explicarse mejor (en su web, por supuesto). Por este motivo será más difícil que nos encontremos gastos "escondidos" cuando vayamos a la notaria.